Estas Navidades, juguetes seguros

¿Sabías que, según la OMS, el plomo de la pintura de juguetes no homologados afecta a 600.000 niños al año?


Quedan pocos días para que llegue uno de los momentos más esperados del año, sobre todo para los niños, las Navidades.
Es ahora cuando tenemos que tener presentes una serie de recomendaciones básicas a la hora de elegir qué juguetes vamos a regalar. Para ayudaros a hacer esta elección de manera segura, aquí os dejamos un decálogo de seguridad.

Decálogo de seguridad para comprar juguetes


Asegúrate de comprar siempre los juguetes según la edad y habilidades del niño. Lo mejor es hacer siempre caso las recomendaciones del fabricante.


Compra en tiendas de confianza y mira que cumpla con las normativas de seguridad de tu pais.


Monta siempre el juguete siguiendo las indicaciones del fabricante. y cuando termines, retira todo el embalaje, sobre todo los plásticos para evitar riesgos de asfixia.


Los niños menores de 3 años no deben jugar con piezas pequeñas, ni con juguetes con puntas o filos agudos hechos con materiales como metal, vidrio o que contengan alambre en su interior (como algún tipo de peluche).


Supervisa al niño durante el juego. Los niños pequeños nunca deben de jugar solos.


Utiliza siempre las medidas de seguridad (cascos, protectores, etc.) con los juguetes sobre ruedas como bicicletas o patines.


Si compras juguetes eléctricos, presta atención a las instrucciones y advertencias de los cargadores de baterías para evitar el recalentamiento.


Una vez en casa, revisa periódicamente los juguetes en busca de desperfectos (astillas, piezas sueltas, ojos sueltos en los muñecos, tapas de las pilas, etc.).


Lava los peluches con cierta frecuencia. Estos juguetes pueden acumular bacterias, transmitir enfermedades si se comparten, acumular polvo y provocar alergias…


Enseña a los niños a recoger sus juguetes cuando terminen de jugar con ellos. Esto evitará las caídas accidentales producidas por tropezones.

Recuerda: La felicidad de un niño empieza siempre con la supervisión de un adulto.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here